Versión para Imprimir

Prevención

El Ayuntamiento de Almuñécar forma a encargados y personal de centros municipales en técnicas de reanimación y primeros auxilios

29 de abril del 2013 | Imprimir

El Departamento de Prevención y Seguridad del  Ayuntamiento de Almuñécar ha iniciado distintas jornadas técnicas  formativas de reanimación o primeros auxilios para la formación de encargados o responsables de centros municipales así como personas que según las funciones  desempeñan en su puesto de trabajo, puedan encontrarse con la necesidad de  realizar un RCP y/ o utilización del Desfibrilador Externo Semiautomático (DESA) en aquellas instalaciones que lo posean.

La jornada formativa, que se lleva cabo en la sala de conferencias del estadio municipal Francisco Bonet”,  es la antesala al “Curso de formación  inicial para el manejo del citado  desfibrilador externo por personal no sanitario”.

Y es que saber responder de manera rápida y adecuada ante una emergencia en situaciones de riesgo vital provocada por parada cardiorrespiratoria, es el objetivo de curso impartido por profesionales dl Centro de Salud de Almuñécar, sobre reanimación cardiopulmonar básica y desfibrilación semiautomática a una treintena de trabajadores o responsables de distintos departamentos municipales.

“Esta jornada formativa se realiza para dar fiel cumplimiento a la Legislación  vigente, por el que se regula el uso de estos mecanismos y se crea su registro, tal y como dispone el Decreto que entró en vigor el pasado 27 de marzo, donde señala que quedarán obligados a disponer de un desfibrilador listo en para su uso inmediato las personas responsables de la gestión o explotación de, entre otros, instalaciones, centros o complejos deportivos, en la que el número de personas usuarias diarias sea igual o superior a 500 “, según explicaba el técnico responsable del Área de Prevención y Seguridad del Consistorio almuñequero, Juan José Martínez.

Martínez recordó que cada año mueren en España unas 25.000 personas por muerte súbita, aproximadamente una cada 20 minutos, muchas de esta muertes ocurren en espacios públicos, como instalaciones deportivas, estaciones y también en empresas donde los trabajadores ejercen su actividad. “Se estima que el 80% de estas muertes podrían evitarse”, sentenció, antes justificar la importancia de que asistan a estas jornadas el personal de las instalaciones municipales  deportivas o administrativas, amén de otras de gran concurrencia de público.

Por cierto que los técnicos del Servicio Andaluz  destacaban la importancia de la jornada formativa, dado que los cinco minutos posteriores a una parada cardiorrespiratoria pueden resultar cruciales para el paciente, ya que en este tiempo la falta de oxígeno y sangre en el cerebro pueden causar daños irreversibles e incluso la muerte. Por este motivo, es fundamental que, ante una situación de este tipo, la persona que tiene el contacto inicial con el afectado actúe de forma inmediata, alertando a los equipos de emergencias sanitarias y aplicando entre tanto técnicas de reanimación básicas, como la ventilación boca a boca y el masaje cardíaco extremo.

Copyright © 2008-2019 Javier Celorrio. Todos los derechos reservados.