Suscribirse a las Noticias (RSS) | Suscribirse a los Comentarios (RSS)

Costa Digital

Recomendaciones literarias de Librería Cabrera

Este artículo fue publicado el Viernes, 17 de marzo de 2017.
Puede seguir los comentarios al artículo a través de RSS 2.0 feed.
Puede compartir esta noticia por Email o por redes sociales donde tenga cuenta (Facebook, MySpace, Twitter, etc).
Puede publicar un comentario expresando su opinión sobre la noticia.

Durante este mes de la mujer reseñamos algunos de los libros más destacados de nuestras estanterías

Delta de venus, de Anaïs Nin. Escritos a principios de la década de 1940 por encargo de un excéntrico coleccionista de libros que insistía en pedir «menos poesía» y descripciones más explícitas en las escenas sexuales, los relatos de “Delta de Venus” no vieron la luz hasta los años 1970. Ambientados en torno al París de la época e hilados por la aparición recurrente de personajes comunes de distinta importancia según cada cuento, ofrecen una visión libre de las relaciones humanas, en la que el erotismo y el ansia de placer no excluyen ni la belleza ni el sentimiento, ni la amistad ni la búsqueda de la autenticidad.

Vindicación de los derechos de la mujer, de Mary Wollstonecraft. Esta apasionada declaración de independencia de la mujer escrita por Mary Wollstonecraft hizo añicos el estereotipo de la dama dócil y ornamental, anticipando una nueva era de igualdad y consagrando a su autora como fundadora del feminismo moderno. A lo largo de la historia, algunos libros han cambiado el mundo. Han transformado la manera en que nos vemos a nosotros mismos y a los demás. Han inspirado el debate, la discordia, la guerra y la revolución. Han iluminado, indignado, provocado y consolado. Han enriquecido vidas, y también las han destruido. Taurus publica las obras de los grandes pensadores, pioneros , radicales y visionarios cuyas ideas sacudieron la civilización y nos impulsaron a ser quienes somos.

La caja de los deseos, de Sylvia Plath. Reconocida por su obra poética, Sylvia Plath fue también una brillante escritora de prosa. Esta colección de cuentos, ensayos y extractos de sus diarios destaca por su feroz concentración en el arte, la vitalidad de su inteligencia y los anhelos de su imaginación. En estos escritos encontraremos la temprana preocupación de Plath por los problemas derivados de las enfermedades mentales; los complejos procesos de la creatividad y, de manera destacada, una diversidad de temas que tienen la feminidad
como eje central.

Cuentos inquietantes, de Edith Wharton. Los cuentos inquietantes aquí reunidos, buena parte de los cuales han permanecido inéditos en castellano hasta hoy, lo son cada uno a su manera. Algunos se escoran levemente hacia lo sobrenatural, en la línea de los geniales relatos de fantasmas de Henry James, historias en las que el elemento ultraterreno sobrevuela la cotidianidad de modo casi imperceptible: sutilmente invasivo, tan evanescente en ocasiones que la duda atenaza al lector hasta el final provocándole una deliciosa inquietud. Y en otros (más desasosegantes si cabe, por cuanto prescinden de lo asombroso) el misterio se oculta en la propia mente, en las ambiguas actitudes de personajes que se nos antojan perturbadores gracias a la pericia de la autora para manejarse en los meandros de su psicología. Una auténtica obra maestra de lo oscuro que se esconde tras lo cotidiano.

La cigarra del octavo día, de Mitsuyo Kakuta. Agarra el pomo de la puerta. Está congelado como un trozo de hielo, una frialdad que parece advertirla de que ya no hay marcha atrás. Kiwako sabe que los días laborables, a partir de las ocho y diez de la mañana, el apartamento no está cerrado con llave durante unos veinte minutos. No hay nadie. En este intervalo dejan solo al bebé. Sin vacilar gira el pomo. No voy a hacer nada malo. Sólo quiero verlo un momento. Sólo me gustaría ver a su bebé; eso es todo. Después pondré punto y final. Lo olvidaré todo y empezaré una nueva vida. Kiwako pasa por encima de los futones para acercarse a la cuna. El bebé llora, mueve los brazos y las piernas. Tiene la cara roja. Kiwako alarga una mano temerosa, como si fuera a tocar un explosivo, y la mete por debajo de su espalda. Lo toma entre sus brazos. El bebé tuerce la boca; a pesar de sus ojos llorosos sonríe. Sí, claramente ha sonreído. Kiwako es incapaz de moverse, está paralizada. El bebé se ríe aún más, empieza a babear, a estirar sus extremidades con golpes secos. Kiwako lo abraza contra su pecho. Acerca la cara a su pelo suave, respira hondo para impregnarse de su olor. Kiwako murmura como si estuviera hechizada: Te protegeré. Voy a protegerte para siempre. En sus brazos el bebé juguetea como si la reconociera, como si la consolara y al mismo tiempo la perdonara. Kiwako se ha desabrochado el abrigo para meter dentro el bebé, como si lo envolviera. Después ha empezado a correr a ciegas. Desde ese día, Kiwako y el bebé robado vivirán una huida sin fin. La lucha desesperada de Kiwako por vivir su maternidad atrapa al lector sin que pueda abandonar la lectura hasta un final que se lee con un nudo en la garganta.

Be Sociable, Share!

Publicar un Comentario

Comentario:

  • Lo sentimos, no hay ninguna encuesta en estos momentos.

Ultimos Comentarios a las Noticias

por el pueblo comenta sobre El Consistorio de Almuñécar acuerda una concentración ciudadana para el jueves 15 de marzo para solicitar agua  para el campo  sexitano
Daran la cara ahora,,,la señora trini,,por un puñao votos,,,y con eso ya le a dado solucion a la ruina que nos a traido al pueblo,,,,,jajajaja la colega [...]
ciudadana comenta sobre Los políticos de Almuñécar se unen para solicitar medidas urgentes y extraordinarias para salvar el campo sexitano
Y no se puede olvidar ademas del paseo de la herradura,,que tambien le iban a dar el ELA,,,,y aqui ibamos a tener un nuevo mercado,,un hotel llamado el tedorillo,,,,y solo nos a hecho una subida del IBI que nos duele el bolsillo,, [...]
joseico comenta sobre Los políticos de Almuñécar se unen para solicitar medidas urgentes y extraordinarias para salvar el campo sexitano
que lo traiga la señora Trinidad y el señor Ruiz Joya que prometieron el agua, el trabajo, hoteles, el paseo de La Herradura. Y el único resultado es la ruina que traen al pueblo. Por cierto, han ejecutado un pulpo y una paloma. Hasta luego cocodrilos. [...]
mentirosos comenta sobre Los políticos de Almuñécar se unen para solicitar medidas urgentes y extraordinarias para salvar el campo sexitano
Pues que lo salve la trini,,,que para eso les prometio que iba a traerle el agua,,,en las pasadas elecciones del 2015,,,y ellos le votaron¿¿YA NO SE ACUERDAN?? [...]
Engaño pp comenta sobre Ruiz Joya  le recuerda al PSOE sexitano que está tramitándose ante la Junta la concesión administrativa del Polideportivo de la La Herradura
Alguien me puede explicar el criterio para las pilonas de madera en la playa de La Herradura ? Entre Peña Parda hasta el río hay hasta 3 anchos distintos . Por cierto menuda marranada poner los contenedores de reciclaje en la playa . Se Joya acuéstate ya que tienes echa La Herradura un caos para [...]
Josefo comenta sobre El PSOE califica de desidia la postura de Ruiz Joya ante el polideportivo de la playa de La Herradura
Oye pues yo no he votado en la vida al PSOE pero reconozco que se lo están currando. Son los únicos que denuncian y que están pendientes a las cosas del pueblo. [...]
ni una dan comenta sobre Ruiz Joya  le recuerda al PSOE sexitano que está tramitándose ante la Junta la concesión administrativa del Polideportivo de la La Herradura
Lo que signigica que van hacer unas instalaciones a todo bombo y platillo,,,como a ocurrido con el mercado,,,jajajaja,,,,,NO DAN NI UNA,,,,,ya os va quedando menos,,, [...]
Joseico comenta sobre Ruiz Joya  le recuerda al PSOE sexitano que está tramitándose ante la Junta la concesión administrativa del Polideportivo de la La Herradura
Cada día eres más nefasto, el único ilegal es usted. También era ilegal el pabellón y ustedes instalasteis pistas deportivas. Deja de echar balones fueras y da la cara cobarde. Usted solo está dedicado a su nuevo proyecto En Marina del este, allí atan los perros con longaniza, comete un bollycao. Hasta luego cocodrilo [...]